Escritos, Reflexiones

Protegernos de la vida

Tratamos de protegernos y de escondernos.

Buscamos salidas inexistentes al pensamiento diario, al hilo conductor infectado, y al significado tácito elaborado a partir de directrices que solo son gestadas a través de nuestra propia intelectualidad.

Buscamos ser artífices de nuestro calendario, de nuestro vivir cotidiano sin dar lugar alguno a la sorpresa y sobresalto de lo inesperado.

Nos asusta lo desconocido, nos deja atónitos y rumiantes dentro de un oscuro vórtice qué nunca culmina.

Deseamos con furia erradicar los altos y bajos, discriminando al temor, marginando a la emoción, al entusiasmo y a la embriaguez de un primer acercamiento.

Nos volvemos planos, inertes ante los acontecimientos más excitantes de la misma esencia de la existencia del ser.

Nos volvemos caminantes enfermos, cuerpos vacíos, almas dormidas sin voluntad.

Qué tan presuntuosos seremos al pensar qué podemos ser artífices de nuestro propio destino, evitando el sufrimiento y la desgracia que acompaña a la fragilidad humana?

La recta es fina.
Vivimos para morir.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s